Ultimas entradas:

La mujer de Charlie Sheen,Brooke Mueller adicta al crack


La adicción a las drogas ha llevado a la mujer de Charlie Sheen, Brooke Mueller, a ingresar en una clínica de rehabilitación, algo que sus amigos y familia llevaban intentando mucho tiempo. Ahora se ha sabido que la mujer había estado consumiendo crack y alcohol en grandes cantidades la noche en que avisó a la Policía de que Sheen había intentado matarla.

Mueller llevaba un tiempo sin levantar cabeza, consumiendo crack y alcohol sin parar y negándose a recibir ayuda. Ahora, y según aseguran fuentes de la revista 'People', parece que por fin se ha decidido a rehabilitarse, algo que sus amigos y familia estaban deseando que ocurriera.

El entorno de Mueller llevaba tiempo presenciando el problema que ésta desarrollaba, pero no conseguían que aceptara su ayuda: "Brooke ha estado negando el problema durante mucho tiempo, su madre había intentados varias veces convencerla de que fuera a rehabilitación".

Al final, la situación era tan grave que ella misma decidió poner fin a su adicción, sobre todo teniendo en cuenta lo ocurrido en los últimos meses. El pasado día de Navidad, Mueller llamó a la Policía para avisar de que su marido había intentado agredirla... y en ese momento se encontraba también bajo los efectos de las drogas.

Su primer ingreso fue en 2001

"Brooke había estado bebiendo mucho y fumando crack durante meses. El día de Navidad estaba borracha a las 8.30 de la mañana, cuando avisó de que Charlie le había puesto un cuchillo en el cuello y había amenazado con matarla", han declarado fuentes de Radar Online.

Y es que la adicción de Mueller llevaba varios años desarrollándose, tanto que fue en 2001 cuando la mujer ingresó por primera vez en rehabilitación; aunque no consiguió grandes resultados. "En aquel entonces ya tenía un problema. En cuanto salía de la clínica conseguía drogas y acababa en el hospital".

0 comentarios:

Publicar un comentario